Inicio » Actualidad » Noticias

15/05/2012

Clausura del Curso Académico del Pontificio Instituto Juan Pablo, del Instituto de Teología y de la Escuela de Arte Cristiano

 

El pasado sábado 12 de mayo tuvo lugar, en la capilla del Palacio Arzobispal de Alcalá de Henares, la Misa de clausura del año académico del Pontificio Instituto Juan Pablo II para Estudios sobre el Matrimonio y la Familia, el Instituto Diocesano de Teología Santo Tomás de Villanueva y la Escuela Diocesana de Arte Cristiano. La Eucaristía fue presidida por el Sr. Obispo de la diócesis, Mons. Juan Antonio Reig Pla, y concelebrada por el Vicario Episcopal para la Evangelización y la Cultura, Rvdo. Juan Miguel Prim, y el director del Secretariado Diocesano para la Familia, Rvdo. César Alzola.

Durante la homilía, don Juan Antonio recordó el papel, en la nueva evangelización, de un laicado bien formado, como ya enseñó el Concilio Vaticano II y que tantas veces ha recalcado el Santo Padre Benedicto XVI. “La evangelización no podemos llevarla adelante simplemente el Obispo con sus sacerdotes, con la vida consagrada, con los religiosos y las religiosas: ¡Es necesaria vuestra presencia en ámbitos que son propios vuestros, como es el de la familia de cada uno, vuestra propia parroquia, los movimientos a los que pertenecéis, las comunidades donde estéis!”.

Mons. Reig Pla señaló que estábamos ante una gran responsabilidad, ya que “el Señor, que cuenta con todos nosotros, no quiere la muerte de ninguno de sus hijos, no quiere que vivamos desorientados, no quiere que desfallezcamos por falta de esperanza”. Para ello pidió volver, con ansia misionera, en los momentos difíciles que estamos viviendo, al «espíritu de los orígenes». Y hacerlo, además, con una “vocación directamente martirial, de testificar la fe incluso hasta el derramamiento de la sangre”.

Otro de los caminos del Espíritu Santo en nuestro mundo es la familia, auténtico “santuario donde se respeta la sacralidad de la vida humana, donde se vive el gozo de la esponsalidad y se construye esa pequeña Iglesia donde se crece en la fe, se da culto a Dios y se vive el servicio al hombre concreto”, explicó el Obispo.

D. Juan Antonio también se refirió al Evangelio de San Juan, centrado en el Amor de Dios: “amamos a los que están a nuestro alrededor, a los que están lejos y a nuestros enemigos”, y así “experimentamos en el corazón la verdadera alegría, un don del Espíritu Santo que no nos puede robar nadie”. En este sentido, propuso ofrecer, en nuestra sociedad relativista, un “pensamiento de resistencia, una moral de victoria y una actitud de combate” que, en el lenguaje de San Juan, se expresa en la frase «permaneced en mi Amor».
 
“El Cristianismo es un don, una gracia, una buena noticia; y eso, cuando lo aprendes, sabes de verdad lo que es la alegría; si viene un ejército contra ti, te sientes tranquilo; si te declaran la guerra, si vienen con malas noticias,… el corazón está tranquilo, porque tienes ya lo único necesario: Jesucristo”.
 
Después de la emotiva ceremonia religiosa tuvo lugar un pequeño ágape, donde los alumnos tuvieron ocasión de conversar animadamente con D. Juan Antonio y con profesores de las tres instituciones educativas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Pontificio Instituto Juan Pablo II para estudios sobre el matrimonio y la familia

Instituto Diocesano de Teología "Santo Tomás de Villanueva"

Escuela Diocesana de Arte Cristiano

 

Gestor de noticias y Agenda Diocesana del Obispado de Alcalá
Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies. Más información | ACEPTAR